18/12/09

The Divine Comedy en el aniversario de El Sol

Existen artistas que, por muchas veces que hayas visto en directo, siempre te alegras de saber que vienen de gira una vez más. Es el caso de The Divine Comedy a quien pudimos ver este jueves en la sala El Sol. Le habíamos visto con diferentes formaciones, más rock, más festivalero, más orquestal, en formato de dúo, pero nunca como esta vez, que venía sin banda de acompañamiento. El motivo de su visita era ser cierre de los conciertos que ha habido durante todo el año con motivo del 30 aniversario de la sala.

En el escenario sólo había un piano y un micrófono de pié. Pasadas las 11 de la noche Neil Hannon salió a escena, en la mano lo que según él era un Ginger Ale. Sobre el piano una cerveza Guiness.


Tonight we fly

Comenzó el concierto al piano, con tres de sus grandes temas: Tonight We Fly (tema con el que antiguamente solía terminar), Everybody Knows (Except You) y The Frog Princess. En todo momento estuvo muy cercano al público, intercambiando palabras en un su inglés perfecto (perfectamente entendible para los duro de oído quiero decir). Cambió un par de veces entre piano y guitarra. Repasó temás de toda su carrera: los más clásicos Becoming More Like Alfie, The Summerhouse, Songs Of Love, Your Daddy's Car, If..., o los regeneracionales National Express y Sunrise. De sus últimos discos incluyó las preciosamente melancólicas A Lady of a Certain Age y Our Mutual Friend. Dedicó un Cumpleaños Feliz a una chica de la primera fila, y se atrevió con dos versiones al piano, el Gigantic de los Pixies y el Don't you want me de Human League, éso sí, al estilo Divine Comedy como él mismo comentó. Adelantó un nuevo tema de su próximo disco, At the Indie Disco. Una canción alegre que habla de un local donde hay un poster de Morrissey con un ramo de flores, y pinchan a Blur, The Cure o el "Blue Monday". Ante algún que otro fallo al piano, comentó que apenas había tenido tiempo de ensayar este concierto porque estaba muy liado con su nuevo disco, pero que estaría brillante. Y lo estuvo. Para el bis se dejó Something For The Weekend, Mastermind y Lucy (esta a petición del público).

Salimos de la sala algo tarde para lo que teníamos que madrugar al día siguiente, pero felices por el concierto, y con la sensación de haber visto uno de los mejores conciertos del año. O el mejor. Se lo diré a Julio en su Referemdum.


A lo Johnny Cash

La única pega de la noche, lo habitual en esta serie de celebraciones en la que la mayoría del público iba invitado - apenas se pusieron a la venta 100 entradas. En casi todo momento se oía murmullo de fondo de gente de la zona de la barra a la que no le debía interesar mucho el concierto.
Por si te interesa, parece ser que el concierto será retrasmitido el día 25 de diciembre a partir de las 11 horas, en el programa de Radio 3 presentado por Virginia Díaz .

No hay comentarios: